Goyo González retoma su actividad musical y presenta “El vuelo de Limuxine”

0
5

Tras un repliegue de varios años, este fin de semana vuelve a los escenarios Goyo González, el cantante y guitarrista cordobés que supo liderar formaciones de lujoso rock arrabalero  como Villa Rosita y Don Dardo. 

Lo hará para presentar El Vuelo de Limuxine, su debut como solista (intimista – melancólico) que publicó el año pasado. 

La cita es mañana sábado y en Avellaneda Bar (Avellaneda 240, frente a Plaza Colón), donde González se presentará junto a Lucas Llobell (batería) y Mauricio Manchón (bajo). 

El Vuelo de Limuxine viene gestándose internamente desde hace años de forma artesanal. El modo de componer, de grabar en un dormitorio, el sin tiempo, el detalle…”, diagnostica González en contacto con VOS. 

Y añade: “Es mi colección de canciones más sensibles hasta ahora, y en la permanente búsqueda de una voz (en el sentido más amplio)  cada vez más franca y despojada de artificios innecesarios. En esta etapa siento que estoy cada vez más cerca del punto, en cuanto a la lírica y a la expresión vocal (aunque nunca está acabada). Ahora, con respecto a la música, ésta siempre cambia y espero que siga cambiando en las canciones por venir”.

Goyo González revela que las 11 canciones de El Vuelo de Limuxine refieren a seres muy especiales para él, seres que le han dejado marcas profundas, “de esas de esas que van creciendo con el tiempo, cambiando de forma y tomando otras dimensiones”. 

“¿Si me convertí al misticismo? Un poco, siempre”, se pregunta y se contesta Goyo. 

“En este disco en particular me gusta como resuenan en mí muchas más voces de las que puedo escuchar en el sentido estrictamente musical, aunque no sé si eso pueden sentirlo otras personas, tal vez, como el disco mismo, es algo demasiado personal”, complementa sobre un proyecto que todo el tiempo contó con LLobell como baterista y que, antes de Manchón, tuvo como bajistas a Juan X (exmiembro de La Compañía) y Leandro Lafi. 

El tecladista Gabo Brizuela también colaboró con Goyo González para cristalizar las ideas en torno a El Vuelo de Limuxine.

“Actualmente se ha sumado Mauricio Manchón, que hace un gran aporte desde lo humano y musical y con este trío estamos yendo hacia una mayor dimensión sonora y ya se vislumbran nuevas cosas por venir.  El maestro de la fotografía Gabriel Orge está aportando su valioso arte y ojo mágico y en un tiempo tendremos algunas novedades”, completa González, muy entusiasmado.

Por último, aclara que el debut del sábado lo hará escudado en el nombre LIMUXINE, por la siguiente razón: “Cuando se planteó la cuestión del nombre, se barajó la idea de ‘Goyo González y…’ pero, por un lado,  nos pareció mejor ponerle un nombre más poético y por otro, uno más representativo. Porque si bien en el aspecto más general es un proyecto solista, son más cálidos los grupos, donde las decisiones son compartidas y en donde todos nos sentimos representados”.

La entrada general costará $150

González,en situación sala de ensayo con sus compañeros de LIMUXINE. (Gentileza Gabriel Orge)